El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 El Celta de Vigo confía en poder reinaugurar Balaídos de cara a la temporada 2017-2018. El conjunto gallego necesita un total de 29,5 millones de euros para financiar todo el proyecto arquitectónico, y una parte importante de estos fondos ya los tiene asegurados gracias al convenio suscrito hoy con el Ayuntamiento de Vigo y la Diputación de Pontevedra.

Tras haberse invertido ya ocho millones (seis millones el consistorio y dos millones el Celta), cada una de estas instituciones ha acordado ahora aportar cinco millones de euros que se destinarán a las reformas de las gradas Río y Tribuna, por lo que el club ya tiene dos tercios de la financiación que necesita.

balaidos-caballero-louzan-1516

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, y el presidente de la Deputación de Pontevedra, Rafael Louzán, en el centro. Carlos Mouriño, presidente del Celta, a la izquierda.

“Para los fondos del estadio el objetivo es implicar a otros organismos en la financiación como Zona Franca en el caso de la grada de Marcador”, con un coste de nueve millones de euros, según ha indicado la entidad en un comunicado. Carlos Mouriño, presidente del Celta de Vigo, ha confiado también en encontrar inversores para las obras de la grada Gol. El club no descarta la posibilidad de recurrir a la financiación privada, ya sea mediante la solicitud de un préstamo bancario o la búsqueda de un patrocinador que aportara recursos a cambio de patrocinar Balaídos.

Esta ha sido la fórmula escogida por la Real Sociedad con Qbao o el Real Madrid con Abu Dhabi, mientras que el FC Barcelona también contempla esta opción para captar 200 millones de los 600 millones de euros que necesitará para la remodelación del Camp Nou y la construcción de un nuevo Palau Blaugrana.

El proyecto de Balaídos consiste esencialmente en poner al día la actual infraestructura para cumplir con las normativas de seguridad y hacer más agradable la experiencia de los aficionados. Al mismo tiempo, y como sucede con Anoeta, se pretende acercar las gradas al terreno de juego con la eliminación de la pista de atletismo.

Hace unos meses, y con tal de justificar la aportación pública a estas obras de remodelación, Mouriño defendió que “por cada euro que se invierte en este estadio, el Celta le devolverá a la ciudad cien y por tanto los millones que dedicamos a este estadio serán devueltos a la ciudad cien millones por cada millón”.

Tras sufrir unos años y presentar concurso de acreedores, el club vigués ha recuperado la normalidad e incluso este año cumplirá con el objetivo de lograr un beneficio neto de 3,6 millones de euros. La deuda concursal pasará de 8,9 millones a 3,8 millones de euros al cierre de la temporada 2014-2015.

Esta salud financiera es la que también les ha permitido acometer otra importante inversión inmobiliaria, como es la compra de una nueva sede corporativa. El conjunto gallego ha cerrado la compra del edificio que hasta ahora albergaba el Círculo Mercantil por cinco millones de euros, una operación que permitirá al club elevar sus ingresos comerciales y también reducir costes operativos por distintas vías.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles