El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 Suning quiere ser un actor relevante en el negocio del fútbol. El grupo chino de distribución, que el pasado verano firmó una alianza estratégica con La Liga y se ha hecho con el control de un club del país, ha iniciado negociaciones para entrar en el accionariado del Inter de Milán. Las conversaciones se encuentran en una fase inicial, pero ya se sabe que su entrada se articularía a través de la ampliación de capital de entre 20 millones y 30 millones de euros que está en marcha.

“No se trata de una venta sino de un aumento de capital”, aseguró ayer en Mediaset Premium el máximo accionista y presidente, Erick Thohir, sobre una operación que permitiría a Suning controlar en torno a un 20% de la entidad. “Las dos partes están examinando en profundidad las opciones para establecer una amplia asociación en el ámbito del fútbol y de su desarrollo en China, y no se descarta la posibilidad de un intercambio de inversiones”, ha admitido por su parte el grupo asiático.

Inter Udinese 650

Dirigentes de Suning acudieron al partido del Inter frente al Udinese.

La compañía, más allá de que su entrada ayudaría a solventar los problemas económicos del Inter, confía en que ” la cooperación internacional proporcionará un gran impulso para la promoción del equipo de Suning en Milán, al mismo tiempo impulsará al Inter, y al fútbol chino en su conjunto, lo cual es muy importante para nosotros”. “Nuestra visita a Milán ha sido de un nivel excelente, y esperamos que este intercambio con el Inter, junto con una experiencia de observación y aprendizaje, puede mejorar la capacidad operativa de Suning en el mundo del fútbol, con el objetivo final de promover el desarrollo del fútbol chino”, han insistido.

La operación de búsqueda de inversor está siendo coordinada por Goldman Sachs, que de cerrar esta operación supondría la no llegada de Suning a España. Según informó el diario Marca en enero, la compañía que es propietaria de las retransmisiones de La Liga en China había presentado una oferta de 40 millones por el Granada CF. Ahora, con una inversión menor y sin tener la mayoría accionarial, sí estaría en un club de mayor renombre y opciones de internacionalización.

“Queremos seguir creciendo en el Inter, no estoy interesado en comprar otro club. Desde el primer día hemos querido construir nuestro propio estadio. Este año, la afluencia de público que hemos tenido ha sido altísima, y es porque los aficionados creen en este proyecto, gracias al trabajo del management y del staff que trabajan junto al equipo”, aseguró ayer Thohir, tras insistir en que la entrada de Suning no supondrá su marcha. “No entiendo cómo la gente puede decir que me quiero ir porque en los últimos años hemos trabajado duro”, insistió.

A la espera de que entren los fondos de un nuevo “socio estratégico”, el club ha recurrido a un crédito puente de nueve millones de euros, que se ha obtenido mediante la pignoración de los ingresos por taquilla y abonados. Con unos ingresos estancados en 165 millones de euros (este año podrían llegar a los 180 millones, según Thohir), su principal reto es atajar los números rojos, que el año pasado le costaron una multa de 20 millones por parte de la Uefa y una reincidencia le podría apartar incluso de las competiciones europeas. La temporada 2014-2015 se cerró con unas pérdidas netas de 140 millones y un endeudamiento total de 417 millones de euros, de los que 230 millones corresponden a la banca.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Mateu Alemany

Director general del Valencia CF

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Todos los perfiles