El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 La reforma del Santiago Bernabéu llegará con varios años de retraso, pero al menos empiezan a concretarse fechas. El Real Madrid ya ha planteado al Ayuntamiento que las obras del estadio se inicien en el verano de 2018, para lo que ya ha remitido un plan de reformas que la dirección general de Planeamiento y Gestión Urbanística ya está estudiando, según ha admitido hoy su responsable, Juan Carlos Lasheras.

El alto cargo del Ejecutivo de Manuela Carmena, que ha comparecido en la comisión municipal de Desarrollo Urbano Sostenible, ha explicado que aún es “prematuro” dar por hecho que en dos años se podrá comenzar a trabajar. Eso sí, ha desvelado que el club presidido por Florentino Pérez “ha manifestado su deseo de concentrar la parte más intensa de las obras en el verano de 2018, año en que la celebración del mundial alargará el periodo de descanso entre las temporadas”.

Aunque todavía no se han desvelado los detalles de la nueva reforma que plantea el Madrid, la alcaldesa apuntó a finales de mayo que se permitirá a la entidad blanca que, a cambio de renunciar a ampliar sus dominios con el aparcamiento del Paseo de la Castellana, pueda crecer hacia la plaza Sagrados Corazones. En otras palabras, cambiar el uso del centro comercial La Esquina del Bernabéu para que pueda albergar el hotel que se quería levantar junto a una de las principales avenidas de Madrid.

Ahora bien, la gran incógnita es cómo se reorganizará la oferta comercial que también se quería incluir en el marco de un proyecto de 400 millones de euros. Ya que, de reconvertir el centro comercial en hotel completamente se perderían lo casi 6.000 metros cuadrados que tiene para este fin, porque desde el consistorio han dejado claro que no permitirán al club ganar más metros cuadrados de los que tiene actualmente.

El concejal de Desarrollo Urbano Sostenible del Ayuntamiento de Madrid, José Manuel Calvo, aseguró a mediados de marzo que es “perfectamente viable” que el estadio Santiago Bernabéu cuente con un hotel y esté cubierto, siempre que no suponga un incremento de la edificabilidad y no ocupe la vía pública.

Los cambios no sólo tienen que ver con la voluntad del consistorio de que el club no utilice más suelo del que ya dispone, sino que también han habido sentencias contrarias al proyecto original. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) tumbó la operación porque consideraba que antes debía resolverse la investigación de Bruselas, pero también porque el diseño actual no responde al interés general, no amplía las dotaciones públicas y está diseñada solo para satisfacer las necesidades de la entidad privada.

Ante este escenario, el presidente del club, Floretino Pérez, aseguró en la última asamblea de socios compromisarios que están “adaptando el proyecto a los requerimientos jurídicos solicitados para volver a presentar el proyecto a las administraciones”.

 

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles