El diario económico
del negocio del deporte

M.Menchén La SD Eibar sigue demostrando que estar en la élite del fútbol no está reñido con la alta rentabilidad. El club cerró la temporada 2015-2016 con un beneficio neto de 6,9 millones de euros, que supone doblar el resultado de su estreno en Primera División. Y la intención para 2106-2017 es mantener este ritmo de doblar las ganancias año a año, con 15,11 millones de beneficio antes de impuestos para el actual curso. Además, sin deuda y con 9 millones de euros en caja.

La entidad, que celebrará su junta de accionistas el próximo 24 de noviembre, culminó el último ejercicio con una facturación ligeramente inferior a la prevista, pero aún así sigue siendo la más rentable de la categoría. En total,los ingresos alcanzaron los 32,04 millones de euros, unos 413.000 euros menos de lo que se anunció en la anterior junta, pero un 70% más que en 2014-2015.

Eibar Celebración Bernabeu 650

El club, pese a tener uno de los presupuestos más bajos de la categoría, es el más rentable.

 

Todas las líneas de negocio experimentaron mejoras, aunque el auténtico motor fue la televisión, que pasó de 15,3 millones a 27,3 millones de euros. Los ingresos comerciales se dispararon un 43,7% y alcanzaron los 3,4 millones gracias a los nuevos contratos de patrocinio con Puma (las ventas en tienda más que se doblaron) y la red de gasolineras Avia, mientras que la recaudación por socios y venta de entradas mejoró un 10,5%, hasta 1,4 millones.

Para la actual campaña, la dirección capitaneada por Patricia Rodríguez estima cierto estancamiento en esta última partida, previsiblemente como consecuencia de las reformas que se están realizando en Ipurúa y que han reducido el aforo de forma temporal. También se prevé una ligera caída en el área comercial, mientras que el nuevo contrato audiovisual plantea un nuevo paso de gigante (+44%, hasta 39,4 millones), de forma que la cifra de negocio total subirá a 43,6 millones de euros.

Además, para 2016-2017 se han incluido ya plusvalías de 5,25 millones por el traspaso de Keko al Málaga CF, lo que también explica el fuerte alza prevista en las ganancias, pero también el importante esfuerzo en mejorar la plantilla. Este año se destinarán prácticamente 25 millones al pago de salarios, mientras que las amortizaciones por fichajes rozarán el millón de euros, el doble que el año de su estreno en Primera. En 2015-2016, los salarios absorbieron 16,1 millones, un 47,8% más; este curso, el alza es del 54%.

Los gastos de explotación también crecen, aunque la contención presupuestaria sigue siendo una de las señas del Eibar y lo hacen a un ritmo inferior al de la facturación, con un aumento del 27% para este año, tras el alza del 54% en 2015-2016. Uno de los elementos a destacar es que los gastos de gestión corriente se estabilizan y esencialmente sube la inversión en adquisición de jugadores, que pasa de 771.000 euros a 1,5 millones.

El desafío, como ha explicado en más de una ocasión la entidad, disponer nuevamente de una plantilla que ofrezca garantías para lograr la permanencia y seguir en la Liga Santander. De ello dependerá, en parte, mantener un elevado volumen de ganancias que permita financiar sin necesidad de endeudarse (no debe nada a los bancos) un ambicioso plan estratégico que, a partir de la ampliación de Ipurua, permita convertir la ciudad en un centro de formación y conocimiento sobre el deporte.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles