El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 Es un factor importante de la ecuación a la hora de remodelar un estadio y el Real Madrid ya lo tiene resuelto. Al menos, así se desprende de las declaraciones que ayer hizo el presidente, Florentino Pérez, cuando aseguró que “tenemos un acuerdo con Ipic y no ha habido ningún cambio sustancial”. El mismo establecía que el patrocinio finalizará al término de la campaña 2016-2017, con opción de renovar por dos años más, cláusula que se decidiría ejecutar tras el desbloqueo de la negociación con el Ayuntamiento de Madrid.

El acuerdo original contemplaba unos pagos por temporada de en torno a cuatro millones por temporada mientras la relación se centrara en presencia publicitaria en el estadio y los distintos soportes del club. No obstante, como se recoge en el informe económico del último curso, en ese contrato “se contempla la posibilidad de que Ipic pueda hacerse con el naming right del Estadio para futuras temporadas, en cuyo caso la remuneración a percibir y el plazo de duración serían significativamente superiores”.

Santiago Bernabéu Remodelación2 Esquina 650

Ipic dará nombre al renovado Santiago Bernabéu, que estará listo entre 2020 o 2021.

El objetivo de Pérez, como ya comentó él mismo en la presentación del proyecto definitivo con el consistorio, es que las obras se empiecen ya en 2017, de manera que pueda activarse esta ampliación del vínculo con el grupo petrolero de Abu Dhabi que también es dueño de Cepsa.

Esta premura es, precisamente, la que utilizó el presidente para justificar que estas obras no se sometan a votación de los socios, como sí hizo el FC Barcelona. “Podemos hacer un referéndum para ver si ampliamos el contrato de Kroos o de Bale. Viendo el proyecto todos, aprobado por el Ayuntamiento… No podemos esperar a las elecciones. ¡Perderíamos el contrato con IPIC!”, argumentó, añadiendo que muchas operaciones importantes, como las renovaciones de los futbolistas, tampoco se consultan a la masa social.

El proyecto supondrá una inversión de 400 millones de euros, aproximadamente, pese a que se han realizado algunos cambios para cumplir con la legislación y corregir los problemas que señalaron varias sentencias del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM). “Era una promesa electoral. Siento una especie de envidia con otros estadios por el confort, no por la ubicación. Ganó el concurso el más barato. No he dicho que no quiera un aumento de aforo. El TSJ de Madrid lo echó para atrás e incluía una ampliación del aforo. El Ayuntamiento se ha portado muy bien y hemos intentado salvar los inconvenientes del TSJM”, dijo.

El Real Madrid ha decidido que la reforma no supondrá elevar la capacidad, que actualmente se sitúa en 81.044 personas e incluye 245 palcos VIP. Eso sí, en un comunicado se explica que está prevista también en el proyecto la mejora general del nivel de confort de los usuarios del estadio, para lo que se rediseñarán los graderíos, que ganarán en calidad y comodidad, sin incremento del aforo total. Además,  aprovechando que no hay viviendas frente a la fachada del Paseo de la Castellana, se permitirá un vuelo singular de la cornisa para conformar un gran atrio de entrada de 2.000 metros cuadrados.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles