El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 El Elche CF deberá devolver íntegramente los 4,1 millones de euros que la Comisión Europea (CE) cree que el club recibió de forma ilegal del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF). Así lo ha determinado el Juzgado Mercantil número 3 de Alicante, que dirige el concurso de acreedores del equipo de la Liga 1|2|3. En un auto, se considera que este importe es un crédito contra la masa, por lo que debe abonarse esa cuantía de forma inmediata si no prospera el recurso presentado a la resolución de Bruselas.

El caso se remonta a los avales públicos que lograron muchos conjuntos de la Comunidad Valenciana para acceder a financiación bancaria. Una circunstancia que, según las instituciones comunitarias, “les permitió obtener los préstamos en condiciones más favorables. Al no haber pagado una remuneración adecuada por los avales, estos clubes se beneficiaron de una ventaja económica frente a otros clubes, que tienen que financiarse sin el respaldo del Estado”, alegó.

El conjunto ilicitano confiaba en que esta deuda fuera considera como subordinada al tratarse de una circunstancia que aludía a 2010, de manera que pudiera incluirse dentro del convenio de acreedores que logró aprobar a finales de enero. Tras el auto, el presidente de la entidad deportiva, Diego García, ha señalado a la agencia Efe que “no esperábamos la declaración de crédito contra la masa, sino quizás una intermedia, tal y como proponía el administrador concursal, con un 50% de pago inmediato y otro 50% de deuda ordinaria”.

Según diversas emisoras locales de radio, en ese mismo auto sí ha resuelto a favor del club en su disputa con la empresa Eventos Petxina. El juez José Luis Fortea ha considerado que el préstamo de 800.000 euros que esta compañía concedió en 2011 debe ser considerado como un crédito ordinario y no una cesión de derechos, pese a que la aportación se hizo a cambio de asegurarse el 50% de los ingresos por traspasos de jugadores.

Pese a esta situación, la deuda ordinaria de la entidad ya ha sufrido un importante recorte, al pasar de 24 millones a 6 millones de euros tras la aplicación de los acuerdos del convenio de acreedores. En virtud del mismo, se han capitalizado 10 millones y se ha aplicado una quita del 65% a 14,4 millones.

La Agencia Tributaria, en cambio, no se debería ver afectada, ya que su deuda de 13,58 millones de euros tiene la condición de privilegiada. “Se abonará, si la propuesta resulta aprobada, en un plazo de ocho años con un pago inicial del 10% al contado”, indicó el club en septiembre, al presentar su propuesta de convenio.

Uno de los puntos más comprometidos del convenio es el plan de viabilidad, al que ni siquiera la administración concursal da credibilidad. De hecho, ya falló en sus previsiones para el ejercicio 2015-2016, que se esperaba cerrar con un desfase de 582.000 euros, y finalmente fue de 2,19 millones de euros.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Todos los perfiles