El diario económico
del negocio del deporte

M.Menchén Los clubes europeos han decidido acatar los calendarios fijados por la Fifa y la Uefa para los próximos campeonatos de selecciones, y es que la compensación económica no es escasa. La European Club Association (ECA), que agrupa a los principales clubes del Viejo Continente, ha logrado asegurarse un total de 719 millones de euros por la cesión de sus jugadores para las próximas citas de la Eurocopa y el Mundial.

Los pactos paralelos entre la ECA, que representa a 214 equipos, y los máximos organismos internacionales no ha sentado nada bien a la European Professional Footbal Leagues (EPFL), la asociación que aglutina a todas las ligas europeas y que considera un importante agravio económico el traslado del Mundial de Qatar 2022 a los meses de noviembre y diciembre, en vez de las tradicionales fechas de verano. En su defensa, alegan que la ECA no tiene en cuenta lo que sucederá con los clubes más modestos y que deberían parar dos meses ante el éxodo de futbolistas internacionales.

En cualquier caso, la ECA ha logrado sustanciosos incrementos de sus compensaciones, en línea con el previsible incremento de la facturación que generarán los torneos de selecciones. La Uefa se ha comprometido a destinar el 8% de los ingresos de la Eurocopa 2020 a los clubes europeos, con un importe mínimo de 200 millones de euros. Esta cifra supone un 33% más respecto a los 150 millones pactados por la cesión de jugadores para la edición de 2016 que se disputará en Francia y el doble en comparación con los 100 millones que repartió en 2012, cuando la sede fue compartida por Polonia y Ucrania.

Se trata de una mejora escalonada en el tiempo, lejos de la jugada que ha tenido que realizar la Fifa para no toparse con la oposición de equipos como Real Madrid, FC Barcelona, Bayern Munich, Chelsea o Manchester United. El ente que preside Michel Platini ha optado por triplicar el pago que realiza a la ECA, desde los 70 millones de dólares (64,5 millones de euros) que abonó por el Mundial de Brasil 2014 a los 200 millones de dólares (184,3 millones de euros) que desembolsará por las ediciones de Rusia 2018 y Qatar 2022.

En total, los cuatro torneos entre selecciones nacionales dejarán un bote de 719 millones para los 214 clubes que forman parte de la ECA y que acostumbran a aportar más del 70% de los jugadores que acaban disputando estos encuentros. Estos pagos varían en función de cada equipo; por ejemplo, en el Mundial de Brasil se pagaban 2.800 dólares (2.066 euros, por esas fechas) por cada día que un jugador estuviera concentrado con su selección. El club más beneficiado en esta ocasión fue el Bayern Munich, con 1,73 millones de dólares (1,27 millones de euros).

Esta importante inyección de recursos para los equipos profesionales va a ir acompañado de una notable mejora de los ingresos por participar en la Champions League y la Europa League. La Uefa repartirá un total de 1.630 millones de euros en premios a partir de la temporada 2015-2016, lo que supone un incremento del 45,6% respecto a la actual campaña. El nuevo modelo estará en vigor hasta la campaña 2017-2018. El aumento de recursos se notará especialmente en la Europa League y las ayudas al desarrollo del fútbol en el Viejo Continente.

Por si fuera poco, la ECA también ha conseguido que la Uefa le ceda dos asientos en su comité ejecutivo, de forma que por primera vez en la historia los clubes podrán formar parte de la toma de decisiones; hasta ahora, sólo podían dar su opinión. La Fifa no ha llegado tan lejos, aunque sí ha creado un departamento de fútbol profesional en el que están representadas la ECA y las asociaciones de futbolistas.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles