El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 El exigente control económico que impone la Uefa a los participantes en la Champions y la Europa League ha supuesto una amenaza para el fútbol turco. El escaso negocio que genera la competición doméstica provoca fuertes desequilibrios presupuestarios que en las competiciones continentales no están permitidos, y los clubes han decidido ponerse manos a la obra para dar un vuelco a la situación. En el centro de la estrategia, la recuperación del control sobre los derechos de televisión.

En la actualidad, la venta de las retransmisiones de la Süper Lig están en manos de la Federación, que ahora ha aceptado traspasar la propiedad y gestión de las mismas a la empresa controlada por los equipos. En la actualidad, el torneo genera unos 450 millones de euros por temporada por este concepto, muy lejos de los más de 900 millones que, como mínimo, ya se aseguran anualmente las grandes ligas.

Besiktas abril 2016 650

El Besiktas se proclamó este fin de semana campeón de la Süper Lig.

El pasado viernes, y tras una reunión entre los clubes y la Federación, su presidente, Yildirim Demiroren, señaló a Reuters que “el objetivo del proyecto es aumentar los ingresos de los clubes, con lo que conseguir que sus saldos financieros estén bajo control y actuar juntos de forma más estrecha”. En este sentido, el nuevo modelo también buscará fijar un sistema de reparto que no beneficie tanto a los grandes clubes de Estambul, como Besiktas o Galatasaray.

El objetivo último no es la mejora de ingresos, sino lo que se puede conseguir mediante ésta: reducir el alto nivel de endeudamiento de los 18 clubes, que se estima en unos 1.250 millones de euros, y hacer más atractivo el campeonato para incentivar la asistencia a los estadios, lo que además también su pondría un impulso al negocio. El plan ahora debe ser aprobado por el Parlamento, en el que confían obtener el apoyo del presidente, Recep Tayyip Erdogan.

El país también quiere implantar medidas de transparencia como las que ya se imponen en las principales ligas del continente, entre las que destacan la clarificación de la propiedad de un equipo, la profesionalización de la estructura administrativa y el control del gasto. “Queremos ser uno de los mayores cuatro países del fútbol a nivel mundial. Nuestro objetivo es hacer que sea así en el 2020″, agregó el presidente de la Asociación de Clubes, Goksel Gumusdag, a la citada agencia.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Todos los perfiles