El diario económico
del negocio del deporte

M.M.A. Relevo en la cúpula de Nike. Phil Knight, cofundador de la multinacional estadounidense de equipamiento deportivo, ha decidido abandonar la presidencia a los 76 años y apartarse del día a día tras cerrar un último ejercicio récord: ventas de 30.600 millones de dólares en ventas y un beneficio neto de  3.273 millones de dólares.

Phil Knight 600

Phil Knight, cofundador de Nike y máximo accionista.

El empresario ha querido dejar bien atado el futuro de la compañía de Oregón (EEUU), y ha propuesto a Mark Parker, actualmente consejero delegado, como nuevo presidente que compagine ambos cargos. La previsión de Nike es que el relevo no se haga efectivo hasta 2016, una vez que concluya el proceso de sucesión. En paralelo, su hijo Travis Knight se incorporará de forma inmediata al consejo de administración de la multinacional.

Knight “continuará activamente involucrado con Nike”, ha asegurado la multinacional en un comunicado. “Para mí, Nike ha sido siempre algo más que una empresa – ha sido la pasión de mi vida”, ha comentado uno de los empresarios más exitosos en la industria del deporte. “Con los años, he pasado una gran cantidad de tiempo pensando cómo podría evolucionar algún día mi participación y el liderazgo de Nike de una manera que beneficie a todas las partes interesadas”, ha añadido.

Y es que, además de dar un paso atrás en el día a día de la empresa, Knight también ha decidido dar un vuelco a cómo hasta ahora gestionaba su paquete accionarial. El empresario ha creado una sociedad llamada Swoosh (en homenaje al mítico logo de la marca), a la que ha transferido 128.500.000 acciones equivalentes al 15% del capital.

“Creo que esta estructura mantendrá el fuerte gobierno corporativo de Nike, que se ha centrado en nuestra gestión del servicio a los consumidores y la búsqueda de rentabilidad, con el crecimiento a largo plazo”, ha considerado. Y es que, gracias a este cambio, el empresario podrá designar a tres cuartas partes del consejo de administración.

El consejo de administración de esta sociedad estará formado por el propio Knight, que tendrá dos de los cinco votos. Junto a él, estarán el propio Mark Parker, al que él considera su sucesor; Alan Graf Jr, vicepresidente ejecutivo y director financiero de FedEx, así como miembro del consejo de Nike, y John Donahoe II, presidente y consejero delegado de eBay, y también consejero de Nike desde 2014. Knight se ha reservado el derecho de nombrar a un representante o dos en su nombre en este comité.

 

¿Cómo surgió este imperio de la industria del deporte?

Phil Knight nació en Oregón en 1938 y actualmente ocupa el puesto número 35 en la clasificación de Forbes sobre las personas más ricas del mundo, con una fortuna estimada en 24.300 millones de dólares. Y es que, sólo las acciones transferidas a Swoosh, tienen un valor en Bolsa de 13.870 millones de dólares. Todo conseguido con el trabajo que inició hace cincuenta años, cuando terminó sus estudios en la Stanford Graduate School of Business.

Hijo de un empresario vinculado al sector de los medios de comunicación, Knight empezó su carrera profesional como contable en Price Waterhouse y, después, en Coopers & Lybrand, que con el tiempo se fusionarían para crear una de las grandes firmas de auditoría y servicios profesionales en el mundo: PwC.

El embrión de Nike surgió de un viaje a Japón, en el que Knight quiso conocer a los fabricantes japoneses de zapatillas deportivas tras haber realizado previamente un estudio sobre la capacidad de estas marcas para competir contra firmas alemanas como Adidas. Allí conoció a los dueños de Onitsuka, entonces fabricantes de las zapatillas Tiger y que más tarde fue una de las empresas fusionadas que dio origen a Asics.

El empresario adquirió los derechos de distribución de la marca en la Costa Oeste de Estados Unidos, y cuando recibió las primeras remesas de producto decidió enviar dos pares de zapatillas a Bill Bowerman, quien había sido su entrenador de running en la Universidad de Oregón. Él no sólo las aceptó, sino que le propuso ideas de diseño propias, lo que se acabó traduciendo en la creación de Blue Ribbon Sports.

Y ahí empezó Nike, vendiendo zapatillas en una furgoneta por toda la costa estadounidense. La multinacional ha ido diversificando su oferta, convirtiéndose en una referencia en disciplinas como el baloncesto o el fútbol. También se ha abierto a nuevos mercados y actualmente venden en prácticamente todos los países del mundo.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Todos los perfiles