El diario económico
del negocio del deporte

M.Menchén Las grandes multinacionales de equipamiento deportivo siguen tomando posiciones en el sector tecnológico. La última en mover ficha ha sido Adidas, que, después de sellar una alianza con Spotify para mejorar su aplicación de entrenamiento, ha cerrado la compra de Runtastic por 220 millones de euros. Hasta ahora, el accionista mayoritario era el grupo de medios Axel Springer, con un 50,1% del capital.

También han vendido sus acciones el business angel austríaco Johann Hansmann y los fundadores de la compañía: Florian Gschwandtner, Alfred Luger, René Giretzlehner y Christian Kaarm. Los cuatro seguirán al frente de la gestión de Runtastic tras su integración en Adidas, que pretende potenciar una tecnológica que ha logrado 140 millones de descargas de su sistema y ha logrado crear una comunidad de 70 millones de usuarios.

Runtastic Adidas 650

Adidas podrá acceder a una comunidad de 70 millones de corredores activos.

“Esta adquisición refuerza el compromiso de Adidas con inspirar y permitir a los atletas de todos los niveles aprovechar el poder del deporte en sus vidas”, asegura la multinacional en un comunicado. En opinión del grupo germano, en Runtastic han encontrado a “un socio perfecto que entiende plenamente el potencial de la convergencia entre el deporte, el mundo digital y los datos en un mundo siempre conectado y siempre con demandas”.

La combinación de ambos negocios, según Adidas, les sitúa en “una posición privilegiada” para liderar el negocio del deporte en los próximos años, atendiendo a las nuevas necesidades que surjan en el ámbito del running gracias al “dinamismo” y la “alta energía” de Runtastic. “Ofrece la oportunidad de crear una base de usuarios atleta altamente comprometidos y optimizar nuestra amplia cartera de productos”, ha señalado Herbert Hainer, consejero delegado de Adidas.

El movimiento de la marca de las tres barras se produce seis meses después de que Under Armour cerrara la compra de las aplicaciones Endomondo y MyFitnessPal por 560 millones de dólares (unos 490 millones de euros). La compañía de Baltimore, que a finales de 2013 ya pagó 150 millones de dólares (130 millones de euros) por MapMyFitness, también justificó aquellas operaciones por las ventajas que suponía poder dirigirse a una comunidad de 120 millones de usuarios.

En el mes de mayo, fue la finlandesa Amer Sports la que adquirió una tecnológica de este mismo sector. Se trata de Sports Tracker, una aplicación creada por Nokia que en la actualidad tiene dos millones de usuarios activos repartidos en 200 países. Además, controla la app Suunto Movescount.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles