El diario económico
del negocio del deporte

Guillermo G. Recio Garmin amplía a golpe de talonario su gama de productos. La compañía, que en los últimos años ha potenciado su negocio de relojes y wearables para deportistas, ha anunciado este jueves la adquisición de DeLorme, que se dedica a diseña y comercializa dispositivos que recogen los datos de los satélites para el funcionamiento GPS. Aunque se desconocen los detalles económicos, se ha informado de que la compra se hará efectiva en un periodo de entre 30 y 60 días.

El principal argumento para tomar esta decisión, según explica en un comunicado, es su sistema de comunicación bidireccional inReach. Los dispositivos que llevan esta herramienta permiten navegar por mapas mediante GPS y crear rutas, además de enviar y recibir mensajes de texto y enviar señales de socorro en casos de urgencia. Este artículo compuesto por materiales robustos también se puede sincronizar con los smartphones para acceder a mapas topográficos y cartas de navegación en Estados Unidos con un precio de 479,95 dólares (425,86 euros).

El presidente y consejero delegado de Garmin, Cliff Pemble, ha explicado que “DeLorme es una marca respetada con productos atractivos y tecnologías que son naturales de pertenecer al porfolio de Garmin”. “Estamos ansiosos de aprovechar su experiencia para mejorar aún más la gama de productos de Garmin”, ha añadido.

Garmin DeLorme inReach 650

El dispositivo con tecnología inReach se basa en un sistema de comunicación bidireccional./ DeLorme

El consejero delegado de Delorme, Michael Heffron, ha destacado que su “tecnología inReach es muy valiosa para los excursionistas, cazadores, navegantes y pilotos que a menudo se encuentran en zonas remotas, que también son los principales clientes de Garmin”. “Garmin tiene amplias capacidades de I + D y una red de distribución global que nos va a permitir ofrecer esta tecnología a los clientes a través de muchos mercados en todo el mundo”, ha señalado.

La multinacional conservará la mayor parte de los asociados de Delorme y continuará las operaciones en su sede existente en Yarmouth, Maine (Estados Unidos), después de la finalización de la adquisición. Las instalaciones funcionarán principalmente como un centro de investigación y desarrollo, y continuará creando dispositivos y tecnologías de comunicación por satélite bidireccionales.

La compañía suiza, que publicará sus resultados de 2015 próximamente, facturó 2.871 millones de euros en 2014, un 9% más, principalmente impulsada por la venta de productos vinculados al fitness. Esta división prácticamente ha duplicado sus ingresos entre 2012 y 2014, al pasar de 322 millones a 569 millones de euros en ingresos.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles