El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 La desinversión de Kering en el mundo del deporte empieza a ser una realidad. El gigante francés, especializado en el lujo, ha vendido su marca de deportes de aventura Electric mediante una operación de Management Buy Out. Es decir, que la compañía pasará ahora a manos de los directivos de la firma, liderados por el consejero delegado, Eric Crane.

Esta enseña fue adquirida por el grupo francés cuando en 2011 se hizo con Volcom, que forma parte de la división Kering’s Sport & Lifestyle. La transacción, que se ha hecho efectiva este miércoles, incluye todos los activos de Electric y los derechos de la marca californiana, como son cascos, camisetas, gorros, mochilas, relojes y gafas de sol y de esquí.

Electric Kering 650

Las gafas de esquí Electric son el producto más conocido de la marca./ Kering

De esta forma, Kering ha comenzado su estrategia para centrarse en sus principales firmas de lujo, como Gucci, Yves Saint Laurent y Bottega Veneta. Hace unos meses la compañía abrió la puerta a colocar en el mercado su paquete mayoritario de Puma, uno de los gigantes de la fabricación de artículos deportivos.

La marca incrementó sus ventas un 14%, situándose en 3.400 millones de euros en 2015. La mejora de resultados el pasado año se produce después de un 2014 en el que Puma redujo un 0,4% sus ventas, hasta los 2.972 millones de euros. El grupo colocó a principios de 2015 a Nina Graf-Vlachy como máxima responsable de la estrategia mundial de la compañía. La ejecutiva, que se incorporó a Puma en 2013 procedente de Boston Consulting Group, reporta directamente al consejero delegado, Bjørn Gulden.

 

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Mateu Alemany

Director general del Valencia CF

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Todos los perfiles