El diario económico
del negocio del deporte

G.G.R. Los resultados negativos de la división de golf en las cuentas de Nike han obligado al fabricante a actuar. En el último año, este segmento se desplomó un 8,2%, hasta los 706 millones de dólares (630,6 millones de euros), y la compañía ha decidido dejar de vender equipamiento de golf (pelotas y bolsas, básicamente) para centrarse en los productos más rentables, el textil y el calzado.

El presidente de la marca Nike, Trevor Edwards, ha explicado que quieren ser “los líderes indiscutibles de calzado y textil en golf, y lo vamos a lograr mediante más inversión en la innovación con los atletas y en la puesta en marcha de un crecimiento rentable y sostenible para Nike Golf”.

Rory McIlroy Nike Golf 650

Rory McIlroy con un equipamiento que se dejará de vender./ Nike

El presidente de la división de golf, Daric Ashford, por su parte, ha comentado que “los atletas como Tiger Woods, Rory McIlroy y Michelle Wie son unos grandes inspiradores para los consumidores de todo el mundo. Vamos a seguir seduciendo a deportistas para ser los mejores en este deporte”.

Cabe recordar que Adidas, que decidió el pasado año deshacerse de su división de golf, ya está negociando con inversores la compraventa de su principal enseña: TaylorMade-Adidas Golf. Y aunque en este primer semestre las ventas de este deporte se estabilizaron, en los últimos dos años no han dejado de caer.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles