El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 La reacción de los operadores de gimnasios 24 horas no se ha hecho esperar. Anytime Fitness y Snap Fitness han hecho pública una carta conjunta en la que califican de “inviable” la nueva exigencia que les quiere imponer la Generalitat de Catalunya. Como ha adelantado hoy Palco23, el cambio les obligará a contar con un técnico en sus instalaciones durante todas las horas en que los clubs permanezcan abiertos, incluida la madrugada.

El escrito está firmado por Emilio Quero, director general de Anytime Fitness Iberia, y Albert Marco, primer ejecutivo del masterfranquicia de Snap Fitness en España. Ambos coinciden en que con esta decisión, que se ha incluido en la Ley de Acompañamiento de los Presupuestos de la Generalitat para 2017, “se pretende perjudicar al sector, concretamente, al modelo de gimnasios 24 horas”, donde “la inviabilidad de cumplir con la nueva normativa es aún mayor”.

La modificación del artículo 62 de la Ley del Deporte supone que, a partir de su aprobación, “el técnico debe permanecer en el centro o establecimiento durante todo el horario en que esté abierto o se celebren las actividades de recreo o aventura vinculadas a la actividad física o el deporte”. El argumento para este cambio, defiende el Ejecutivo de Junts pel Sí, es “garantizar que todas las actividades deportivas y de recreo o aventura reguladas en esta norma se desarrollen bajo la vigilancia permanente de un técnico de deporte”.

Las dos cadenas atribuyen el cambio normativo a un “intento de tratar de detener la reestructuración del sector, que se está dando en todo del mundo”. Aseguran, además, que la propuesta contribuye a difundir la falsa creencia de que hacer actividad física “puede resultar más peligroso para la salud que cualquier otra actividad cotidiana”. El cambio normativo también se debería aplicar a las empresas que organizan deportes de aventura, “cuyo número ha proliferado últimamente sin garantizar las condiciones de seguridad y salud establecidas en la normativa deportiva”.

La aprobación de este cambio legal supondrá un duro golpe a los planes de expansión de Anytime Fitness y Snap Fitness, que escogieron esta comunidad autónoma para iniciar su actividad en España. También generará un problema para los franquiciados, que en muchos casos se trata de técnicos deportivos que vieron en este concepto una fórmula de autoempleo y ahora se verían obligados a ampliar su jornada laboral o contratar a más personal, con la desviación negativa que eso implica en un plan de negocio.

Anytime Fitness decidió entrar en el país con una filial propia en 2012 y en el mercado catalán tiene actualmente 25 clubs, entre abiertos y firmados pero pendiente de apertura; de estos, únicamente tres son propios, mientras que los demás son gestionados por terceros. De ahí que sea la cadena más afectada, ya que justo ahora había consolidado su posición en esta región para empezar a explorar nuevas ciudades.

Su competidor norteamericano, en cambio, vendió la masterfranquicia a un grupo inversor liderado por Albert Marco, director de expansión de Anytime Fitness Iberia entre finales de 2013 y 2014 y, previamente, director del Consejo Catalán del Deporte, organismo adscrito a la Generalitat. Snap Fitness tiene ya abierta una instalación propia en Barcelona y otra en Tarragona, además de tener firmadas seis aperturas más en Catalunya.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles