El diario económico
del negocio del deporte

Palco23 No debería ser un elemento de presión para el FC Barcelona, pero Qatar Airways tiene intención de seguir vinculada a la industria del fútbol pase lo que pase en sus negociaciones con el club blaugrana. El emirato ha firmado un acuerdo de patrocinio con el Bayern de Munich, por el que el Aeropuerto de Hamad-Doha, gestionado por la aerolínea, se convierte en patrocinador oficial del club durante los próximos siete años y tendrá presencia publicitaria en las vallas LED del Allianz Arena.

“Estoy encantado de dar la bienvenida al Aeropuerto de Doha, un patrocinador de la industria del turismo. Esta asociación es un paso más en nuestra estrategia de internacionalización. Parte de nuestro acuerdo de cooperación es que vamos a apoyar de forma conjunta proyectos sociales y el diálogo sobre temas cruciales en relación con temas sobre la comunidad y la política”, ha opinado Karl-Heinz Rummenigge, presidente del club bávaro.

Cabe señalar que la entidad lleva varios años viajando a la Academia Aspire para proseguir con su preparación física durante el invierno, periodo en el que la Bundesliga para la competición por las adversidades climáticas. Además, el emirato es uno de los principales inversores de Alemania, con importantes posiciones accionariales en multinacionales como Volkswagen.

La infraestructura, que se inauguró en 2014 y aspira a convertirse en uno de los principales hub aeroportuarios del mundo, tendrá la condición de socio platino. En esta categoría también figuran otras grandes multinacionales como Lufthansa, SAP, Paulaner, DHL, Gigaset o la china Yingli; cada una de ellas paga en torno a 6 millones por temporada. Un escalafón por encima se sitúan los sponsors principales, como es el caso de AdidasAudiDeutsche Telekom y Allianz.

El anuncio del acuerdo ha provocado una reacción inmediata en las oficinas del Camp Nou, ya que el vicepresidente Manel Arroyo, responsable blaugrana en las negociaciones, ha viajado hoy a Doha con el director comercial, Francesco Calvo, para tratar de desencallar un acuerdo que quedó en dique seco en octubre. Ello, después de que el presidente Josep Maria Bartomeu tratara de elevar a más de 65 millones de euros anuales un acuerdo que hasta ahora estaba en 35 millones.

El anterior vicepresidente económico, Javier Faus, cerró un preacuerdo con Qatar Airways que suponía una media de 60 millones de euros anuales a partir de la próxima temporada, además de liberar la ropa de entrenamiento. En concreto, a la firma del acuerdo se pagaría un signing bonus  de 15 millones, con un contrato ascendente que aseguraba el cobro medio de 56 millones por ejercicio hasta junio de 2020. El hecho de que se quisieran cambiar las condiciones, pese a que se doblaba el importe actual, y que en campaña electoral se asegurara que había alternativas al emirato, tampoco ha ayudado en la negociación.

 

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles