El diario económico
del negocio del deporte

M. Menchén Toda compañía dispone de planes estratégicos en los que dibujan dónde quieren estar en un año determinado. Eurosport no es una excepción, y sus últimos movimientos van dirigidos a que en 2020 todos los aficionados identifiquen al canal como el hogar de los Juegos Olímpicos. Para ello han invertido 1.300 millones de euros en la compra de las retransmisiones de esta cita hasta 2024 en buena parte de Europa, unos derechos que, según explica Fernando Ruiz, “son el paraguas en el que nos movemos para definir nuestra estrategia”.

En conversación con Palco23, el director de deportes de Eurosport/Discovery en España explica que todavía no se han concretado las negociaciones para ver cómo sublicencia las horas de retransmisiones en abierto que acordaron con el Comité Olímpico Internacional (COI), ya que en algunos países ha optado por asociarse a la televisión pública y en otros, como Alemania, ha optado por guardar esos contenidos para sus propios canales de TDT.

Eurosport se estrenó en la LNFS con la retransmisión del Inter Movistar frente al Aspil. /Sandra Santiago

El directivo explica que la compra del grupo por parte de Discovery ha cambiado algunas dinámicas, y que su gran proyecto para ganar cuota en España es Eurosport 2, el segundo canal que lanzaron en 2015 en el país para “focalizarlo y adaptarlo a los gustos del espectador español”. De esta manera, se complementa la cadena principal, que “es nuestra bandera con los grandes derechos internacionales, muy potente en tenis, ciclismo, motor…”.

Ruiz revela que ser “percibidos como canal totalmente objetivo de deporte puro nos ha creado una imagen de lejanía” con los espectadores, de ahí que también utilicen el nuevo dial para exprimir aún más los contenidos que tienen adquiridos a nivel internacional. “Estamos apostando por la adaptación local para optimizar los derechos internacionales que ya tenemos. Ahora en Eurosport 1 puedes ver a Djokovic o Murray, mientras que en Eurosport 2 se emiten los más interesantes para España”, apunta, sobre cómo rentabilizar aún más la propiedad de los tres Grand Slam que tienen.

“Hay una inversión tecnológica importante, así como de personas, que se desplazan exclusivamente para hacer reportajes”, comenta, sobre una práctica que ahora también llevarán al ciclismo. Se trata de una disciplina en la que el grupo de medios se ha hecho especialmente fuerte, con la explotación del Tour de Francia, el Giro de Italia y La Vuelta como grandes atractivos. Además, se le han añadido recientemente la Vuelta a Andalucía y la de Algarve (Portugal).

Más allá de la mayor explotación de los derechos existentes, Eurosport también se ha decidido por realizar adquisiciones de retransmisiones específicas en el país. Una tarea que no es sencilla, ya que, como él mismo explica, “hay una gran competencia de grupos de televisión bastante potentes”, como pueden ser Telefónica y beIN Sports en la Península Ibérica en fútbol y baloncesto. Sin embargo, ven una tremenda oportunidad en otras disciplinas. “Nuestra fortaleza es el polideportivo”, enfatiza.

Este objetivo se ha traducido en acuerdos que cogieron por sorpresa a muchos, como el partido semanal del viernes por la noche de la Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS) o el encuentro de la mañana del domingo de la División de Honor de Rugby. Muchas de estas competiciones han estado desatendidas durante los últimos años, sin horario fijo de emisión, ausencia de alta definición en las emisiones y cero contenidos alternativos.

 

Búsqueda de alianzas con las federaciones deportivas

“No queremos dar un evento en sí, sino adornarlo con historias, previas y postpartidos”, apunta Ruiz, quien asegura que están “hablando con federaciones, el Consejo Superior de Deportes (CSD), el Comité Olímpico Español (COE) y marcas” para seguir ampliando la oferta, aunque aún prefiere no desvelar con qué contenidos. “Todo lo que estamos trabajando tiene un denominador común: dar cariño a deportes con potencial de crecimiento importante”, señala.

Este es un hecho diferencial que, según Ruiz, la televisión de pago ha sabido ofrecer a las propiedades deportivas. “El pago da un plus clarísimo en calidad, aunque hubo un tiempo en el que España era una excepción en el mundo. Ahora, los contenidos más relevantes ya están en estas plataformas”, valora. Un traspaso que no siempre es sencillo.

“Muchas cosas dependen de las federaciones, que deben decidir si quieren estar en abierto sin un slot fijo ni un proyecto común para desarrollar, o asociarse a Eurosport y que les ayudemos a construir algo sólido y de calidad”, advierte. Además, recuerda que la penetración cada vez mayor de los sistemas de pago les permiten estar ya en cinco millones de hogares en España. “Buscamos cerrar siempre el círculo, con los dos canales Eurosport, el apoyo y promoción cruzada de nuestros dos canales en abierto (Dmax y VeoTV), y la página web, que tiene 1,8 millones de usuarios”.

Ruiz avanza que próximamente podrán anunciar nuevos acuerdos, tanto con otras disciplinas polideportivas como con el deporte femenino, al que también quieren potenciar con nuevos contenidos. “La calidad debe ser la máxima y la misma que nos exigimos para cualquier prueba de esquí”, enfatiza.

Ése es el camino por el que la compañía quiere llegar hasta 2020 con Eurosport 2, para el que aspiran que llegue a los Juegos de Tokio “consolidado como canal referente para deporte español y todo aquel que tenga algo que contar, ya sean federaciones, marcas, deportistas… tenemos que estar a la vanguardia tecnológica, con nuestro servicio de streaming Eurosport Player y las opciones de realidad virtual más desarrolladas. El espectador debe tener la elección total de lo que quiere ver”, remata.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Mateu Alemany

Director general del Valencia CF

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Todos los perfiles