El diario económico
del negocio del deporte

Marc Menchén La Premier League es la mayor competición futbolística nacional, la Champions League el evento más seguido en el Viejo Continente y la International Champions Cup va camino de erigirse en el mayor torneo veraniego de clubes. ¿La diferencia? Que los dos primeros están promovidos y controlados por los clubes, mientras que el campeonato estival en el que participarán FC Barcelona y Real Madrid este verano es propiedad de uno de los hombres más ricos de Estados Unidos.

La International Champions Cup se puso en marcha en 2013 a iniciativa de Relevent Sports, filial de RSE Ventures, una compañía que en sólo tres años ha logrado cautivar a todos los grandes equipos de Europa. ¿Unos grandes expertos de la industria del deporte? En parte. El principal accionista de esta firma es Stephen Ross, la 72 fortuna de Estados Unidos con 6.600 millones de dólares y el mayor promotor inmobiliario de Nueva York.

A través de Related Companies, Ross es el promotor de Hudson Yards, todo un barrio del West Side de Manhattan con una inversión de 15.000 millones de dólares; también ha desarrollado Hunters Point South en Queens, el mayor complejo de vivienda asequible construido en Nueva York desde 1970. La fortuna amasada desde que en 1972 se estableciera por su cuenta es la que le he permitido donar 300 millones de dólares a la Universidad de Michigan entre 2004 y 2013, según informa la propia institución. Pero también convertirse en uno más de esos multimillonarios con un club deportivo en su poder.

Stephen Ross, junto a Matt Higgins, el ejecutivo que fichó para dirigir RSE.

Stephen Ross, junto a Matt Higgins, el ejecutivo que fichó para dirigir RSE.

Este magnate adquirió el 50% de los Miami Dolphins y su estadio en 2008 y un año después alcanzó el 95% de este club de la National Football League (NFL) tras desembolsar un total de 1.100 millones de dólares. En 2012, Ross decidió fichar para su equipo a Matt Higgins, que desde 2004 había sido alto ejecutivo de los New York Jets. Al mismo tiempo, juntos decidieron crear RSE y convertirla en un actor destacado en la industria del deporte.

El reto no era pequeño, pero en su primera edición de la International Champions Cup ya lograron atar a un gran patrocinador, la cervecera Guiness, y seducir a los principales clubes de Europa: Real Madrid, Juventus, Chelsea, Valencia, Inter y Milan, además de Everton y los LA Galaxy. Los partidos se jugaron en seis ciudades y el éxito fue tal que en 2014 se extendió a un total de trece ciudades, no se limitó sólo a EEUU (también se jugó en Canadá) y repitieron tres equipos: el conjunto de Florentino Pérez y las dos escuadras milanesas; junto a ellos, también jugaron Liverpool, Manchester United y Manchester City, AS Roma y Olympiacos.

El principal gancho de Relevent Sports para convencer a todos estos equipos es el premio de entre tres millones y seis millones de euros que pueden llegar a embolsarse, pero sobre todo la exposición mediática que logran en un país donde el fútbol es aún minoritario y donde las opciones de lograr nuevos aficionados son inmensas. En 2014, un total de 631.000 seguidores acudieron a los trece partidos, que generaron una audiencia de 80 millones de espectadores en 150 países.

El 28 de abril se dará a conocer el calendario definitivo y posiblemente se abrirá el proceso para adquirir los derechos de televisión. Por ahora, se sabe que Guiness volverá a ser el patrocinador (ha firmado por cinco años a razón de más de 100 millones de dólares por todo el período) y que el único representante español será el Barça. El club blaugrana cruzará el Atlántico junto a Manchester United (repite por tercera vez), Chelsea FC, Paris Saint-Germain, Oporto y ACF Fiorentina. Y es que en esta ocasión se ha querido dar más peso a la Major League Soccer (MLS), que estará representada por los New York Redbulls, LA Galaxy y San José Earthquakes. También jugará Club América, de la Primera División mexicana.

Real Madrid y Manchester United congregaron a 109.318 personas en Michigan el pasado verano.

Real Madrid y Manchester United congregaron a 109.318 personas en Michigan el pasado verano.

¿Ha decidido el Real Madrid romper con esta empresa? Nada más lejos de la realidad. La gira del conjunto presidido por Florentino Pérez volverá a estar dirigida por Relevent Sports, que ha decidido extender a Australia y China el formato de la International Champions Cup. En el país de Oceanía jugarán tres partidos entre Real Madrid, AS Roma y Manchester City, que ya dispone de una franquicia en la liga local. Aquí será la automovilística Audi la que ejerza como patrocinador principal.

En el caso del gigante asiático, aún no se han dado a conocer los nombres de los participantes, aunque todo apunta a que el cartel lo podría encabezar el Bayern de Munich, que ya tiene prevista una gira por China. “Estamos orgullosos del rápido crecimiento del torneo y esperamos poder ofrecer la mejor experiencia dentro del estadio y en las retransmisiones televisivas”, confía Matt Higgins.

Ello depende exclusivamente de la propia compañía, ya que de la comercialización de los derechos de televisión se encarga la propia RSE a través de su filial Catalyst Media Group. También posee una empresa de marketing deportivo, Ascendent Sports Group, que se encarga de la búsqueda de patrocinadores. Al mismo tiempo, ofrece paquetes turísticos ligados a eventos deportivos a través de PrimeSport y tecnologías para mejorar la experiencia dentro de los recintos deportivos con Fanvision.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles