El diario económico
del negocio del deporte

M.M.A. El Racing de Santander inicia hoy una cuenta atrás agónica para captar 900.000 euros, aproximadamente. Es el importe que necesita para cubrir el mínimo necesario que le exige el Consejo Superior de Deportes (CSD) si no quiere sufrir sanciones que podrían implicar su descenso administrativo o, incluso, su liquidación.

El club cántabro puso en marcha una ampliación de capital a finales de año por un importe máximo de nueve millones de euros, cifra muy lejos de poder conseguirse. Hasta ayer por la noche, un total de 5.554 impositores habían aportado 494.120 euros. A esta cifra habría que añadir los 1,4 millones de euros que la agrupación de exjugadores asegura tener atados. El objetivo mínimo es alcanzar los 2,7 millones.

El dinero debe servir para desencallar algunos pagos con la Agencia Tributaria y ponerse al corriente con otros proveedores y los propios jugadores. El club confiaba en encontrar algún inversor interesado, pero la situación deportiva tampoco ha ayudado: el equipo está sólo dos puntos por encima de las posiciones de descenso.

El Gobierno de Cantabria y el Ayuntamiento de Santander han realizado un “llamamiento a la sociedad” en las últimas horas, ya que aseguran que no pueden invertir ningún euro en el club. Su decisión, avalada por el celo con el que vigila la Comisión Europea (CE) las implicaciones políticas en el fútbol español, contrasta con la del Ayuntamiento de Huelva, que sí acudirá a la ampliación de capital del Recreativo con un millón de euros.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

En partidos complicados, muchas veces el defensa central es el que salva el partido con un remate en el último min [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Antonio Chaves

Director general del Celta de Vigo

José María Cruz

Director general del Sevilla CF

Todos los perfiles