El diario económico
del negocio del deporte

M.Menchén Durante los últimos meses, la Liga de Fútbol Profesional (LFP) defendía que el campeonato generaba unos ingresos de 850 millones de euros por temporada. Estas cifras ya se sitúan muy lejos de los 1.030 millones de libras (1.420 millones de euros) que obtiene la Premier League a día de hoy o los 1.000 millones de la Serie A. Y, sin embargo, la comparativa es aún más dramática de lo que se decía.

La patronal de clubes ha inflado en realidad las cifras ante la opinión pública para maquillar una comparación dolorosa: la Primera División apenas sólo obtiene 737,26 millones de las televisiones por la competición doméstica, cien millones menos de lo que dice. Es la suma de los importes que reconocen los equipos que disputaron la máxima competición la pasada temporada en sus cuentas, a las que ha tenido acceso Palco23 gracias a la Ley de Transparencia.

Y es que la cifra de 844,2 millones que aparece en la memoria económica de la LFP incluye dos cuestiones que distorsionan la comparativa respecto a los datos de otras grandes ligas europeas. Por un lado, la asociación presidida por Javier Tebas contabiliza los 78,5 millones de euros que recibieron equipos como Real Madrid, FC Barcelona o Sevilla CF por participar en la Champions League o la Europa League. Por el otro, también suma los 60,1 millones que se embolsa la Liga Adelante por televisión. Sin contar ayudas al descenso y otros pagos por objetivos, la cifra caería a 705,6 millones.

Las cifras individuales, negociadas por cada club con Mediapro o Canal+/Telefónica, confirman la necesidad de establecer un nuevo modelo de reparto más equitativo. Aunque los datos oficiales revelan que el equipo que más cobra de La Liga ingresa siete veces más que el que menos, lo cierto es que Barça y Madrid percibieron casi diez veces más que Elche CF, UD Almería, Rayo Vallecano o el descendido Valladolid.

La intención del Gobierno es que ese múltiplo se rebaje a 4,5 o 3,5 en función de la recaudación total, es decir, que la diferencia entre los dos principales clubes de España y los más pequeños se limitaría a la brecha que hoy existe con Valencia CF o Atlético de Madrid, que perciben menos de 50 millones de euros cada temporada. Una de las claves será el nuevo reparto, pero también la aspiración del Gobierno de que con la venta centralizada y la actualización de precios después de varios años puedan generarse entre 1.000 millones y 1.500 millones de euros por temporada.

El nuevo modelo, y en base a las cifras de la última temporada, aseguraría un mínimo de 16 millones de euros para todos los equipos sólo con el 50% de la facturación global que se repartirá a partes iguales. La otra mitad se repartirá en función de los resultados de las últimas cinco temporadas y la implantación social (medida por los ingresos por taquilla y abonados de cada equipo) y de su importancia a la hora de generar ingresos por la retransmisión de partidos.

ALTA EN EL NEWSLETTER
Blogs
Due diligence

Un nuevo patrocinador que vuelve a señalar antideportiva a la ACB. En poco menos de año [...]

TODOS LOS BLOGS
Perfiles

Alfonso Roberes

Consejero delegado de Mabel Sport

Mario Hernando

Director general del World Padel Tour

Fran Fragoso

Director general de Basic-Fit Spain

Todos los perfiles